Descubre el turismo ecológico

turismo ecológico
El ecoturismo es una forma de turismo que surgió hace unos 50 años, aunque tiene una definición mucho más reciente, que hace referencia al tipo de turismo comprometido con el desarrollo sostenible que tiene como objetivo la preservación de la biodiversidad y los recursos culturales en un área natural. Realizando actividades tan divertidas como un paseo en kayak o un paseo en barco eléctrico podemos involucrarnos con este tipo de turismo.

Enfoque del ecoturismo en el desarrollo sostenible

El momento en el que nació realmente el ecoturismo, allá por el año 1970, fue una época en que la protección del medio ambiente era uno de los temas principales en todos los debates, más o menos como ocurre hoy en día y probablemente por ello también esté volviendo a ganar muchos adeptos.

El ecoturismo es sinónimo de turismo verde, un término que a menudo se confunde con el turismo sostenible o el turismo responsable. Si bien es cierto, que las tres nociones se basan en los fundamentos del desarrollo sostenible, el ecoturismo se refiere esencialmente a las áreas naturales, mientras que el turismo sostenible y responsable son conceptos mucho más amplios.

Descubrir y preservar la naturaleza y sus habitantes

En los años 80, el arquitecto mexicano Héctor Ceballos-Lascurain hizo una de las primeras definiciones de este tipo de turismo:

Una forma de turismo que consiste en la visita de áreas naturales relativamente no alteradas, con el fin de estudiar y admirar el paisaje, así como las plantas y animales salvajes que habitan en dicha área, así como cualquier elemento cultural observable en éstas áreas.

Una década después, la Sociedad Internacional de Ecoturismo, redactó una definición que hoy nos sirve como referencia: “Viajar responsablemente a los sitios naturales, preservando el medio ambiente y el bienestar de la población local”

Los principios del ecoturismo

  • Minimizar los impactos físicos, sociales, conductuales y psicológicos del turismo sobre el medio ambiente y todo lo que esto conlleva.
  • Participar en la sensibilización de los problemas culturales y medioambientales del lugar visitado.
  • Proporcionar experiencias positivas para el visitante y para las poblaciones anfitrionas.
  • Generar beneficios económicos para la población local.
  • Involucrar al visitante y sensibilizarlo sobre los temas políticos, sociales y ambientales de los países visitados.
  • Instalaciones con un bajo impacto socio-ambiental.
  • Reconocer los derechos y las creencias espirituales de las comunidades locales y trabajar en colaboración con ellas.

Haz ecoturismo

Son muchas las opciones que tenemos en nuestro propio país para realizar turismo ecológico y, ciertamente, en la situación en la que se encuentra nuestro planeta, necesitamos más que nunca que se realicen actividades que perjudiquen lo mínimo el entorno.

Entre las opciones más interesantes, podemos recomendar las actividades acuáticas en el Congost de Mont Rebei, situado entre las provincias de Huesca y de Lérida, llevadas a cabo por AGER Aventura, la única empresa de la zona que ofrece el uso de un barco eléctrico o actividades acuáticas 100% sostenibles.

No obstante, si quieres comenzar a hacer ecoturismo de una manera sencilla en tu zona, la clave está en hacer siempre una planificación previa al viaje muy concienciada, donde trates de contratar servicios en empresas que te den garantías de que ofrecen servicios y actividades que no van a alterar los entornos que visitemos. El uso de internet y del teléfono para hacer llamadas a las diferentes empresas para que nos resuelvan todas las dudas que tengamos, serán nuestras mejores herramientas para realizar turismo ecológico.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *