Qué ver en Budapest

parlamento-de-budapest

Viajar por Europa puede llegar a ser sorprendente en todos los sentidos. A los destinos que todos conocemos siempre hay que sumar muchos otros que consiguen encandilarnos desde que ponemos el pie en ellos, como por ejemplo Budapest, destino del que vamos a recomendarte las visitas obligadas.

Budapest, dos destinos en uno

Es una ciudad milenaria conocida como la Perla del Danubio. La capital húngara son dos destinos en uno solo, dos ciudades, Buda y Pest, unidas por un río, el Danubio. A pesar de estar juntas, son completamente diferentes en muchos aspectos, lo que las convierte en un crisol de experiencias que todos deberíamos visitar en alguna ocasión.

Puede ser visitada todo el año, las fechas más recomendables es a principios de otoño, cuando aún no han llegado las lluvias ni el frío. Esto nos permitirá disfrutar cada paso que demos por la ciudad, donde la decadencia, el ambiente bohemio, moderno y cosmopolita se dan la mano para ofrecer un destino sin igual.

balneario-budapest

Además de ser un destino turístico sin igual, está considerada como una de las mejores ciudades balneario que pueden encontrarse en Europa. Esto es posible a que es la ciudad europea que cuenta con más pozos de aguas medicinales y termales.

Si tenéis pensado visitar esta ciudad no tendréis problema en encontrar infinidad de balnearios diferentes, muchos de los cuales fueron construidos entre finales del siglo XIX y principios del siglo XX.

¿Qué ver en Budapest?

Como podríamos estar horas hablando los mejores rincones para visitar, vamos a intentar condensar cuáles son los más destacables y de visita obligada.

Uno de ellos es el conocido Puente de las Cadenas, flanqueado por leones y que une tanto la zona de Buda como la de Pest. Es uno de los lugares de visita obligada para todos los turistas y desde donde se pueden sacar estupendas fotografías.

Las calles más visitadas de la ciudad y donde se encuentra el epicentro de la vida urbana son Váci Utca y la Avenida Andrassy. La primera es la calle peatonal y comercial por excelencia de Budapest, por lo que si te quieres llevar un recuerdo debes pasar por ella.

castillo-de-budapest

A orillas del Danubio se encuentra el Parlamento de Budapest, uno de los edificios más icónicos de la ciudad y también uno de los más famosos de Europa, siendo el tercer parlamento más grande del mundo tras el de Rumanía y el de Argentina.

Si hablamos de tamaños y de visitas, tampoco hay que olvidarse de visitar la Sinagoga Judía, considerada como la segunda más grande del mundo tras la de Jerusalén, ideal para quien le guste la arquitectura

No podemos olvidarnos del Castillo de Buda y su laberinto, la Plaza de los Héroes, el Bastión de los pescadores, la Basílica de San Esteban, la Ciudadela de Budapest, la Ópera o el Aquincum, una ciudad romana que fue desenterrada a finales del siglo XIX y que nos permitirá conocer cómo era la vida en esta zona en época del Imperio Romano.

Budapest cuenta con una gastronomía excelsa y deliciosa, una animada vida nocturna, infinidad de museos y galerías así como una agenda de eventos para todos los gustos y edades. No se puede pedir más en un destino tan especial como este.

También te podría gustar...