Campamentos de verano en Inglaterra y Escocia

Nos encontramos en una buena época para comenzar a preparar una de las experiencias más divertidas y positivas que pueden realizar tus hijos. Ahora comienzan las ofertas en los campamentos y es un buen momento para reservar campamentos de verano en Inglaterra y Escocia, por ser un buen lugar donde vuestros hijos pueden pasarlo bien a la par que mejoran su inglés.

El momento ideal para conseguir precios competitivos

Los precios de los campamentos en el extranjero son algo elevados, el precio varía en función de varios factores (duración de la estancia, el alojamiento elegido, las instalaciones, el número de monitores, las actividades programadas…). Las opciones son muy variadas pero si quieres enviar a tu hijo al extranjero muchas familias no se lo pueden permitir, optando por elegir un campamento dentro del país o bien optando por no enviar a sus hijos de campamento.

Por suerte en estas fechas se pueden conseguir muy buenas ofertas para lograr que tus hijos viajen al extranjero y que disfruten de una experiencia tan enriquecedora como es ir de campamento de verano. Al reservar con antelación se pueden conseguir precios muy interesantes y además te asegurarás de que no se acaben las plazas del campamento que más te gusta, ya que suelen llenarse fácilmente.

Si quieres ahorrar, no debes perder tiempo e informarte de los precios de reserva, también puedes acudir a los servicios de juventud de tu comunidad autónoma y preguntar por campamentos de verano subvencionados.

Beneficios de llevar a tus hijos a un campamento de verano en Inglaterra y Escocia

  • Mejoran su inglés. Es una de las razones principales por la que los padres eligen Inglaterra o Escocia para que sus hijos vayan de campamento y es que es un tiempo muy bueno para ellos para mejorar el inglés, especialmente a nivel de listening.
  • Aprenden a mantener un comportamiento adecuado a pesar de no estar bajo la supervisión de sus padres.
  • Conectan con la naturaleza y conocen otro país.
  • Tienen un verano activo, hacen deporte y se mantienen lejos de la videoconsola.
  • Conocen a niños nuevos y aprenden nuevas costumbres.
  • Mejoran su trabajo en equipo.
  • Se lo pasarán genial, sin duda será para ellos una experiencia inolvidable y la recordarán con mucho cariño.
  • Los padres pueden descansar y tener un verano diferente, sin niños sabiendo que éstos están en muy buenas manos.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *